El académico Antonio Muñoz Molina, Premio Príncipe de Asturias de las Letras

05-06-2013

La silla «u»

La silla «u» es la plaza que ocupa en la RAE Antonio Muñoz Molina

El escritor Antonio Muñoz Molina (Úbeda, Jaén, 10 de enero de 1956), galardonado hoy con el Premio Príncipe de Asturias de las Letras, fue elegido para ocupar la silla de la Academia el 8 de junio de 1995. Tomó posesión el 16 de junio de 1996 con el discurso titulado Destierro y destiempo de Max Aub. Le respondió, en nombre de la corporación, Francisco Ayala.

Licenciado en Historia del Arte (Universidad de Granada), Antonio Muñoz Molina es doctor honoris causa por la Universidad de Jaén y ha recibido este mismo reconocimiento académico en las universidades estadounidenses de Brandeis (Massachusetts) y Villanova (Pensilvania). Ha sido profesor visitante de Literatura Española en la Universidad de Virginia, en la Universidad de la Ciudad de Nueva York (CUNY) y en el Bard College. En la actualidad imparte clases en la New York University.

Premio de la Crítica y Premio Nacional de Literatura (Narrativa), ambos en 1988, por El invierno en Lisboa, Antonio Muñoz Molina ha recibido asimismo el Premio Fémina Étranger porPlenilunio (1998), el Premio Planeta (1991) y el Premio Nacional de Literatura (Narrativa, 1992) por El jinete polaco; el Prix Alberto Benveniste de la Universidad de la Sorbona porSefarad (2003) y el Prix Mediterranée por La noche de los tiempos (2012).

Columnista en distintos diarios y revistassu obra periodística –recogida en varias antologías– ha sido distinguida en 2003 con los premios Mariano de Cavia y González-Ruano.Publica también comentarios sobre su vida diaria en el blog Escrito en un instante.

Portal de la Fundación Príncipe de Asturias
Portal de la Fundación Príncipe de Asturias

Ha dirigido el Instituto Cervantes de Nueva York (2004-2006) y, en 2005, fue galardonado con el Premio Quijote al Mejor Libro de Narrativa (Asociación Colegial de Escritores de España) por Ventanas de Manhattan. En 2012, el autor de Sefarad donó su archivo personal a la Biblioteca Nacional de España. En 2013, ha sido distinguido con el Premio Jerusalén de literatura y ha publicado el ensayo Todo lo que era sólido.

En el acta del jurado del Premio Príncipe de Asturias, presidido por el director de la RAE José Manuel Blecua, se destaca «la hondura y la brillantez con que [Antonio Muñoz Molina] ha narrado fragmentos relevantes de la historia de su país, episodios cruciales del mundo contemporáneo y aspectos significativos de su experiencia personal. Una obra que asume admirablemente la condición del intelectual comprometido con su tiempo».